Seguridad y accidentes

Boletin de emergencia tras el accidente del Boeing 737 MAX de Lion Air

Directivas emitidas por Boeing y la FAA sobre la posible pérdida de control en los Boeing 737 MAX.
Directivas emitidas por Boeing y la FAA sobre la posible pérdida de control en los Boeing 737 MAX.

Boeing y la FAA han emitido sendos boletines de seguridad para los nuevos Boeing 737 MAX alertando de un posible fallo técnico que puede llevar a la pérdida de control del avión.

Boeing fue la primera en emitir su boletín de seguridad, seguido horas después por otro de la FAA, anunciando que un fallo en los sensores de ángulo de ataque de los aviones Boeing 737 MAX 8 y 9 podía llevar a la activación automática y repetitiva del sistema de compensación del timón de profundidad hasta el límite de morro abajo.

Este aviso se ha producido tras los primeros análisis de los datos del vuelo de Lion Air que se estrelló poco después de despegar de Yakarta.

Según indican ambos boletines de seguridad, se avisa a los pilotos que con el avión volando en modo manual, es decir, sin el piloto automático, en caso de un fallo en uno de los sensores de ángulo de ataque se puede producir el fallo que hemos indicado.

La FAA en el suyo indica que “Esta condición, si no se aborda, podría hacer que la tripulación de vuelo tenga dificultades para controlar el avión y conlleve una excesiva actitud de nariz abajo, una pérdida significativa de altitud y un posible impacto en el terreno”.

Esta situación de compensación morro abajo puede durar hasta 10 segundos. Los pilotos, según los boletines, pueden parar y devolver al avión a su compensación normal mediante el uso del compensador eléctrico del estabilizador, pero que 5 segundos después de que estos suelten los mandos del estabilizador eléctrico, puede volverse a repetir el mando de morro abajo. Para evitar la entrada en este ciclo los pilotos deben desactivar el sistema de compensación de acuerdo al procedimiento establecido en el manual para el caso de un fallo del sistema de compensación y que requiere desconectar completamente el sistema automático.

Boeing también recuerda a los pilotos que en caso de que esto ocurra  tendrán una serie de avisos como la activación del “stick shaker” de forma continua o intermitente sólo en el lado afectado por el sensor de ángulo de ataque que falle. El piloto de ese lado también verá en sus pantallas la barra de velocidad mínima. Notarán un incremento en las fuerzas de control de morro abajo. Desconexión automática del piloto automático e imposibilidad de volver a conectarlo. Y recibirán avisos de discrepancias en la velocidad, altitud, ángulo de ataque (si este indicador opcional está instalado), y de diferencia de presión.

La FAA en su boletín de emergencia de aeronavegabilidad da tres días a las aerolíneas, desde el momento en que hayan recibido el mismo, para incluir en los manuales la información señalada anteriormente de lo que puede ocurrir y como solucionar el problema en el capítulo de limitaciones del certificado y en el de procedimientos operativos.

EASA por su parte no ha emitido todavía ninguna alerta o boletín.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies