ITP despega gracias a la nueva generación de aviones de doble pasillo

 

Industria de Turbopropulsores cerró el año 2014 con un beneficio de 64 millones de euros, impulsado por las ventas de motores para aviones de doble pasillo. Ignacio Mataix, director general de la compañía, estima que el área comercial seguirá creciendo en el año 2015, por el ramp up de programas como el A350 o el B-787.

Ignacio Mataix, director general de ITP.

Ignacio Mataix, director general de ITP, ve con optimismo el mercado de defensa en el largo plazo

Ignacio Mataix, director general de ITP, calificó 2014 como “un buen año para la compañía“. En un encuentro con prensa especializada en la nueva sede de la empresa motorista vasca en Alcobendas, Madrid, el máximo ejecutivo de la empresa analizó los resultados del último ejercicio  en las distintas áreas donde opera. Mataix destacó  que en los últimos cinco años ITP ha crecido un 8 por ciento gracias, explicó: “A la importante inversión en I+D que hemos realizado, un total de 62 millones de euros sobre ventas, lo que es una cantidad elevada sin tenemos en cuenta el tamaño de la empresa, pero sobre todo si nos comparamos con la dimensión de nuestros competidores”. De hecho, es la novena compañía por ventas -650 millones de euros en el año 2014- del sector a nivel mundial.

En cuanto a la evolución de los distintos mercados en los que opera: civil, defensa y soporte en servicio, es el primero el que más peso tiene dentro de la compañía, responsable de un total del 54 por ciento de las ventas  del grupo. Ignacio Mataix explicó en el encuentro que 2014 podría bautizarse como el año del A350, con la entrega al primer cliente, Qatar Airways, y con importantes desafíos por delante, como es el lanzamiento del ramp up del avión, “lo que supondrá importantes desafíos, dada la importante participación que tenemos en el motor como socios a riesgo y beneficio“, afirmó Mataix.

El director general de ITP explicó que la participación en el mercado de motores de doble pasillo, gracias a su asociación con Rolls Royce, representa el 50 por ciento del total, “una posición fuerte”, situación  que sin embargo  no se da en el segmento de los “single aisle”.  Para solucionar este gap, la empresa motorista vasca ha realizado una fuerte inversión en el desarrollo del que será el motor de la futura generación de aviones comerciales de pasillo único, prevista para 2020-2025, Lo que exige invertir mucho en tecnología, inversiones que hay que empezar a abordar ya para tener disponible la nueva arquitectura de motor en la fecha prevista”.

Preguntado sobre la posibilidad de una futura salida a bolsa de la compañía para obtener fondos que permitan la financiación de estos demandantes programas, Mataix desechó la idea y expicó que: “Los accionaistas -Sener con el 53 por ciento del capital y Rolls Royce con el 47 por ciento- están satisfechos con los resultados y la estructura de la compañía”.

Pero 2015 presenta, según el máximo ejecutivo de ITP, otros importantes desafíos:Estamos muy volcados en el ramp up de los programas en los que estamos, como el A350, o el B-787, además de los A320neo, así que estamos trabajando en los motores lanzados hace cinco años y que ahora empiezan a entrar en servicio, más el del neo, más las nuevas tecnologías que hay que desarrollar para estar en la próxima generación de motores.”

NO HAY QUE PERDER LOS NERVIOS EN EL MERCADO DE DEFENSA

Linea de montaja del motor TP400 del A400M en las instalaciones de ITP en Ajalvir, Madrid

Linea de montaja del motor TP400 del A400M en las instalaciones de ITP en Ajalvir, Madrid

Uno de los sectores donde ITP retrocede es en el mercado de defensa, por partida doble. Por una parte los motores donde están presentes (como el Eurofighter, el A400M a través del consorcio Europrop o el helicóptero de ataque Tigre) y en la actividad de soporte en servicio. En el último ejercicio el área de defensa representó el 27 por ciento de las ventas. Los continuos recortes en Europa de estos programas han impactado de manera negativa en las ventas de ITP, aunque para Mataix: “Se trata de un mercado a muy largo plazo , no hay que perder los nervios”.

El ejecutivo explicó que los programas de Defensa se prolongan en el tiempo. Respecto al Eurofighter afirmó que el futuro del programa pasa por la exportación y que todos los implicados en el caza europeo: “estamos trabajando en ello”. En cuanto al A400M afirmó que todavía hay muy pocos aviones volando y que se trata de un programa con muchas posibilidades, con una duración en el tiempo de entre 20 y 30 años. Además, dijo, es un avión único en su categoría y que puede prestar una gama de servicios muy amplia, no sólo como transporte táctico para los ejércitos, sino como un avión de transporte de grandes cargas, como ha hecho Alemania que ha utilizado el A400M que tiene operativo para el transporte de una planta móvil de tratamiento de aguas entre Alemania y Dakar, en Senegal.

UN DÓLAR FUERTE SERÁ BUENO PARA LA INDUSTRIA

Durante el encuentro Mataix también comentó el impacto que la revalorización dólar/euro puede tener en la compañía. En una industria que cobra en dólares, ITP desarrolló en el pasado una estrategia de implantación en países dolarizados, como es el caso de México. Mataix explicó que aunque a corto plazo un dólar fuerte puede tener un impacto negativo en las cuentas, a medio largo plazo es bueno para la industria. “Tenemos una cadena de suministro muy dolarizada, por lo que la evolución de la moneda americana si ha impactado“.

Para el próximo año el director general de ITP espera un crecimiento moderado, similar al del año 2014, cifrado en un 4 por ciento. El máximo ejecutivo de la empresa confía en un comportamiento fuerte del segmento civil, y un retroceso en el área de Defensa, en línea con lo ocurrido en los últimos años. En el medio plazo las oportunidades vendrán, concluyó Mataix, de la renovación de flota de aviones comerciales que deberá producirse en Estados Unidos y en Europa en la próximo década, y en el área de defensa por las necesidades que tendrán que cubrir los diferentes gobiernos para hacer frente a las nuevas amenazas geoestratégicas.

Tags:

 
 
 

1 Comentarios

 
  1. Álvaro dice:

    ¿ramp up? ¿por qué esa manía de usar anglicismos para aparentar mas nivel, mas estatus, mas no se qué…? Estamos en España, a ver si nos enteramos.
    No en el condado de Suffolk en la Inglaterra.

 

Escribe un comentario

 




XHTML: Puede usar:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>