Aerolineas Industria

Lufthansa ha aumentado un 30% la eficiencia de su combustible desde 1994

 En parte, gracias al proceso de renovación de su flota, con pedido actual 210 nuevos aviones que incluye la compra de 40 aviones Boeing 787-9 y Airbus A350-900 de larga distancia.

El Grupo Lufthansa ha publicado su 25º informe sobre sostenibilidad, relativo al año 2o18. En este, informa sobre diversas actividades, programas y avances así como desafíos en el área de la responsabilidad corporativa, con el título «Balance».

Durante el año 2018, el Grupo identificó en una encuesta a gran escala, cuáles son las principales áreas para la elaboración del informe actual en cooperación con sus grupos de interés. Estos resultados se publican en el informe sobre sostenibilidad que ha elaborado la compañía. (El informe se publica exclusivamente en edición digital y está disponible aquí)

Entre los principios esenciales se muestra el compromiso con el medio ambiente y la sociedad. En el apartado informe “Mantener el equilibrio. Responsabilidad” se muestra lo conseguido por el Grupo Lufthansa desde 1994 en términos de sostenibilidad y analiza los compromisos futuros: «Al ser un grupo de aviación, somos conscientes que el crecimiento en el número de pasajeros de los últimos años también implica un aumento de nuestra responsabilidad para garantizar que la movilidad en el futuro sea compatible con el medio ambiente. Para alcanzar este objetivo, invertimos continuamente en aviones nuevos y especialmente eficientes. Tenemos la intención de asumir un papel de liderazgo dentro de la industria de la aviación en el tema de la responsabilidad «, señala Carsten Spohr, presidente de la Junta Ejecutiva y CEO de Deutsche Lufthansa AG, en el prólogo del informe de sostenibilidad.

En esta línea, señala que las aerolíneas del grupo -Lufthansa, Swiss, Austrian y Edelweiss-  aumentaron la eficiencia de su combustible en un 30 por ciento desde 1994, y que también establecieron un nuevo récord de eficiencia en 2018: las aerolíneas de pasajeros solo utilizaron de media 3,65 litros de combustible para transportar a un pasajero durante 100 kilómetros. Ello supone una mejora del 0,8 por ciento, siendo la cifra más baja en la historia de la compañía hasta ahora. Este nuevo récord, explican «es el resultado de un programa de renovación sostenible de la flota y de varios proyectos que buscan la eficiencia del combustible. El Grupo Lufthansa no solo es pionero en la introducción de nuevas tecnologías respetuosas con el medio ambiente, sino que también invierte continuamente en la optimización de su flota». Cabe destacar que en marzo este año, el Grupo compró 40 aviones Boeing 787-9 y Airbus A350-900 de larga distancia, con lo que suma un pedido actual 210 nuevos aviones de nueva generación, con fechas de entrega hasta 2027, a partir del 7 de mayo de 2019. Por su parte, la aerolínea Lufthansa también recibirá su primer Boeing 777-9 en el verano de 2020.

Además, el grupo lleva 20 años involucrándose en asuntos sociales a través de su organización de ayuda caritativa, ‘Help Alliance’, que desde 1999 ha invertido 17 millones de euros en proyectos de ayuda a 23.000 personas cada año en todo el mundo.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies