Aeropuertos Autogiros COIAE SAE

El sector se alía en defensa de Juan de la Cierva

El ministerio de Movilidad, Transporte y Agenda Urbana declinó la propuesta para bautizar el aeropuerto internacional de Murcia con el nombre de Juan de la Cierva, el inventor del autogiro, del helicóptero, y renombrado ingeniero a nivel mundial.

Estupor entre diversas organizaciones y asociaciones del sector aeroespacial. La decisión del ministerio de Ábalos de no bautizar el aeropuerto internacional de Murcia con el nombre de Juan de la Cierva ha provocado diversas acciones de protesta pública.

Una de las primeras en manifestarse en contra de la decisión ha sido la Sociedad Aeronáutica Española, una organización sin ánimo de lucro cuyo objetivo es la divulgación de la cultura aeronáutica nacional, que ha enviado una carta al ministerio para que reconsidere la decisión.

En un comunicado incluido en su página web explican que: « La SAE, nacida precisamente para fomentar entre la ciudadanía el mejor conocimiento de la aviación española, sus gestas, descubrimientos y promover la industria aeronáutica y espacial entre las nuevas generaciones, no puede por menos que enviar la misiva y mostrar su más profundo disgusto por tal decisión que, estigmatiza a uno de sus más insignes inventores y ejemplo de referencia por su apasionado amor a la aviación y aproximación científica que concluyó con el diseño del autogiro.»

En la carta se pide al Ministro en nombre de los asociados y más de 25.000 seguidores en los medios sociales de la Sociedad Aeronáutica Española, que reconsidere tal decisión así como el ensalzar su figura con el Premio de Investigación que lleva su nombre.

EL COIAE TAMBIÉN SE MANIFIESTA EN CONTRA

Otra de las voces reconocidas del sector, la del Colegio Oficial de Ingenieros Aeronáuticos de España, COIAE, también ha hecho pública su disconformidad con la decisión del ministerio. En un comunicado remitido a los medios, el COIAE explica que  ha solicitado al ministro de Transporte, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Ábalos, que reconsidere la decisión de vetar el nombre del ingeniero aeronáutico, Juan de la Cierva, para el aeropuerto de Murcia por ser incompatible con la Ley de Memoria Histórica.

En la carta enviada el pasado viernes al ministro, el COIAE expresa que “cualesquiera que sean las razones que se invoquen para impedir que el aeropuerto de Murcia pueda llevar el nombre de Juan de la Cierva, suponen negar parte de la historia de la ingeniería española y, por tanto, de la ingeniería aeronáutica mundial. No creemos que haya nadie en el mundo de la aeronáutica que merezca más el poder ser distinguido dándole su nombre al aeropuerto de la región que le vio nacer”.

En concreto, los ingenieros aeronáuticos solicitan que “se prime por encima de cualquier otra consideración la importancia de su figura en la ingeniería aeronáutica mundial, y el beneficio que su trabajo y sus descubrimientos han supuesto para la humanidad. Y que se reconsidere si la implicación real que pudo tener en los hechos que se le imputan es realmente merecedora de una decisión de este calado”.

El COIAE quiere dejar claro que no le mueve ninguna intencionalidad política y que se manifiesta absolutamente al margen de las posibles implicaciones políticas, mensaje que también ha transmitido al ministro.

FIGURA CLAVE DE LA INGENIERÍA AERONÁUTICA

Los ingenieros aeronáuticos quieren recordar que Juan de la Cierva fue, y sigue siendo, una de las personas más admiradas del sector aeronáutico mundial, del nivel, y no es exageración, de los hermanos Wright, ya que gracias a él existen hoy el helicóptero, los autogiros y los drones e, incluso, gracias a sus descubrimientos se ha podido realizar el primer vuelo controlado en la atmósfera de Marte.

Juan de la Cierva recibió en vida numerosas distinciones y reconocimientos en muchos lugares del mundo y, especialmente, la Royal Aeronautical Society le nombró fellow y le otorgó varias distinciones por sus descubrimientos en la ciencia aeronáutica. Por ejemplo, su descubrimiento de que las palas necesitaban de la flexión para generar la sustentación necesaria, es equivalente al que hicieron los hermanos Wright al descubrir que para virar una aeronave había que flectar las puntas de las alas.

En la actualidad, son numerosas las universidades y organizaciones en torno a los helicópteros que realizan conferencias magistrales que llevan su nombre en reconocimiento a su gran labor y valía.

Por último, el COIAE ha trasmitido su malestar al ministro por prohibir que el aeropuerto de la región que le vio nacer lleve el nombre de esta figura esencial para la ingeniería aeronáutica.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies