Farnborough Air Show 2022 Industria Sostenibilidad

Albastar lanzadora de Wheeltug en Europa

El Boeing 737 de Albastar especialmente decorado para las pruebas de Wheeltug.
El Boeing 737 de Albastar especialmente decorado para las pruebas de Wheeltug.

La aerolínea española Albastar ha firmado en el salón de Farnborough ser el cliente de lanzamiento europeo de Wheeltug.

Wheeltug es una empresa con base en la isla de Man que ha desarrollado unos motores eléctricos que permiten el movimiento autónomo de los aviones en tierra sin depender de tractores, ya sean convencionales como automáticos, ni, evidentemente, los motores del avión.

Los motores se instalan en las llantas del tren principal y son los pilotos los que se encargan de ponerlos en marcha. Con ellos, el avión se mueve como un coche: los motores hacen girar las ruedas del tren de morro, y el piloto dirige el mismo con el mismo mando con el que controla la dirección en tierra durante el rodaje; todo ello con los motores del avión apagados.

De esta forma se reduce el consumo de combustible y por tanto las emisiones de CO2 y otros gases de efecto invernadero (hasta un millón de kilogramos en total cada año según Wheeltug), así como el ruido.

Para el control de los alrededores del avión por los pilotos, Wheeltug equipa a la aeronave con cámaras y sensores, que permiten a los pilotos ver tanto debajo como detrás de la aeronave además de hacia delante. Este sistema permite prescindir también de personal de guiado en tierra además del personal encargado del retroceso para abandonar la posición de estacionamiento. Según Wheeltug, estas cámaras además permitirán a los pilotos comprobar que las bodegas están cerradas o la posición de los flaps.

Detalle de una rueda del tren de morro de un Boeing 737 con el sistema de Wheeltug instalado.
Detalle de una rueda del tren de morro de un Boeing 737 con el sistema de Wheeltug instalado.

Albastar, que cedió uno de sus Boeing 737-800 para las pruebas que se han llevado a cabo en el aeropuerto de Memphis en el otoño de 2020, se ha convertido en el cliente lanzador europeo del sistema. Ha firmado además una opción para convertir su pedido a los modelos Boeing 737 MAX y/o Airbus A220 una vez Wheeltug desarrolle su versión para estos aviones. Como parte del acuerdo, Albastar cederá uno de sus aviones para las pruebas de certificación en tierra y vuelo.

Michael Harrington, consejero delegado de Albastar e Isaiah Cox, consejero delegado de Wheeltug firman el acuerdo en Farnborough.
Michael Harrington, consejero delegado de Albastar e Isaiah Cox, consejero delegado de Wheeltug firman el acuerdo en Farnborough.

En paralelo, Wheeltug ha firmado un acuerdo con el aeropuerto de Praga (República Checa) para realizar nuevas pruebas de rodaje (ya han colaborado en el pasado), y evaluar como el sistema de rodaje puede mejorar la eficiencia operativa, y la adopción de puertas de embarque para giros rápidos y seguros. Básicamente que el avión pueda efectuar un giro de 180 grados en la misma posición de estacionamiento para salir rodando directamente como a la llegada. Estas, en unas pruebas en el aeropuerto de Mumbai, se determinó que con este sistema se podía aumentar el uso de cada posición de estacionamiento en 2 o 3 movimientos diarios.

Con Albastar ya son más de dos docenas las aerolíneas que han firmado con Wheeltug compromisos por más de 2.000 sistemas, cuya entrada en servicio se espera para mediados de 2023.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies