El sector espacial español se la juega en 24 horas

 

POR JUAN PONS. Faltan menos de 24 horas para que el Gobierno español pulse el On o el Off al sector espacial, cuando se conocerá la decisión final sobre la aportación de España a los programas especiales de la ESA.

La decisión del Gobierno español poner en riesgo miles de empleos de alta cualificación

La decisión del Gobierno español poner en riesgo miles de empleos de alta cualificación

Y es que el martes, 15 de enero, concluye el plazo dado por la ESA para que España ratifique o abandone sus compromisos financieros con los programas opcionales aprobados en la cumbre ministerial celebrada en Nápoles (Italia) los días 20 y 21 de noviembre de 2012.

 En la reunión de Nápoles, la postura española fue evadir su presencia en los nuevos programas a los que los ministros europeos habían dado luz verde. La posición nacional la tuvo que anunciar Luis Valero, secretario general de Industria, ante la decisión del ministerio de Hacienda de no aportar “ni 1 euro” y la inexplicable ausencia de José Manuel Soria, titular de la cartera de Industria, del que depende el sector espacial español.

 La presión de los socios europeos obligó a Luis Valero a suscribir un documento de compromiso, por el que el gobierno español mostraba su “intención” de invertir en 2013 un mínimo de 83 millones de euros en cinco de los treinta nuevos programas optativos de la Agencia, cantidad que representa el 1,265% de un total de 6.557 millones suscritos por los 20 países miembros de la ESA. Dicha “intención” debía confirmarse de forma oficial en el plazo de 55 días, es decir, antes del 15 de enero.

 DESCAPITALIZACIÓN HUMANA Y TECNOLÓGICA

La noticia cayó como un jarro de agua fría entre los técnicos y científicos espaciales españoles. La desolación impregnó los despachos, ya que los cálculos efectuados por el sector contemplan una inversión mínima de 150 millones de euros para 2013, muy lejos de los 83 millones tímidamente susurrados sotto voce por Valero. Directivos que prefieren mantener el anonimato han tachado la postura del gobierno como “carente de visión estratégica” y de “grave irresponsabilidad”. Para Jorge Potti, director general de GMV Aerospace, una de las grandes compañías espaciales de España, no contribuir con 150 millones, supondría “una irreversible descapitalización en un sector estratégico”, en declaraciones a FLY NEWS.

 La descapitalización no se está haciendo esperar. Pocas semanas después de la ministerial de Nápoles, muchos profesionales españoles vinculados con programas espaciales internacionales han recibido llamadas telefónicas y correos electrónicos de empresas europeas ─principalmente de Francia, Alemania, Italia y Gran Bretaña─ ofreciéndoles oportunidades para trabajar fuera de España.

 Si, finalmente, el ministerio de Hacienda ha hecho prevalecer su inflexible postura de recortes ─incluso en un sector tan boyante para la economía nacional como es el espacial─, el gobierno de Mariano Rajoy habrá dejado en la estacada a las casi 20 principales compañías que integran el tejido espacial nacional, así como a un mayor número de empresas subsidiarias. Pero no sólo eso. También habrá dado una estocada letal al ingente esfuerzo tecnológico y de I+D que las industrias han realizado en la última década, a fin de posicionarse y ser reconocidas como socios fiables en el ámbito espacial internacional.

 El resultado será que las inversiones que no asuma España en 2013 serán cubiertas por otros países, como es el caso de Gran Bretaña, que ya ha incrementado su inversión espacial en un 25% respecto a 2012. Además, las empresas se verán en la necesidad de despedir a ingenieros y técnicos altamente cualificados, ante la falta de carga de trabajo para el presente año y sucesivos.

Y dentro de unos años, cuando Madrid pretenda retomar su volumen de compromisos en la ESA, las dificultades pueden llegar a hacer impracticable la vuelta al quinto lugar que España ocupa hoy en el ranking europeo. Y es que, como afirman los empresarios en su carta del 22 de noviembre al secretario general de Industria, “no se trata tanto de arreglar el presente como de no destruir el futuro”.  

En definitiva lo que el sector espera es si el gobierno español ha sabido darse cuenta de la importancia estratégica de conservar su posición en el sector espacial europeo o si, por el contrario, ha renunciado a mantener su importante papel en el seno de la Agencia Espacial Europea (ESA).

Tags:

 
 
 

0 Comentarios

 

Sé el primero en comentar la noticia.

 

Escribe un comentario

 




XHTML: Puede usar:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>