Aeropuertos Aviación comercial I+D+i Industria

París quiere ser líder mundial en el uso del hidrógeno en aeropuertos

Airbus ha presentado varias propuestas de aviones que usan el hidrógeno como fuente de energía.
Airbus ha presentado varias propuestas de aviones que usan el hidrógeno como fuente de energía.

Los aeropuertos parisinos quieren liderar, con un amplio ecosistema de socios, la integración del hidrógeno en los aeropuertos.

Francia quiere ser el primer país en Europa que descarbonice el transporte aéreo. Ayer 10 de febrero, el Gobierno francés presentó un proyecto de ley sobre el cambio climático. En este se incluyen diversas limitaciones de los viajes por avión como proponer prohibir los vuelos comerciales dentro de Francia si hay una conexión ferroviaria disponible de menos de 2 horas y 30 minutos de trayecto. En total son 65 artículos con los que se quiere reducir un 40 por ciento las emisiones de gases contaminantes hasta el año 2030, un 15 por ciento menos, eso sí, que el objetivo marcado por la Unión Europea.

Al mismo tiempo, el grupo ADP (gestor de los aeropuertos de París), Air France-KLM, AirbusChoose Paris Region (empresa de promoción de París para la implantación en la zona de empresas extranjeras) y el gobierno de la región de París han lanzado una iniciativa mundial para recibir propuestas para explorar las oportunidades que puede ofrecer el hidrógeno en la región parisina, como decimos, descarbonizar el transporte aéreo para el año 2035.

Cuando Airbus presentó su propuesta de aviones que usen el hidrógeno como combustible, se explicó que estos aviones debían estar acompañados por importantes cambios en los aeropuertos, construidos alrededor de los combustibles fósiles, para integrar el hidrógeno.

Y esto es lo que se busca según explican desde este grupo de acción: Anticipar y  apoyar desarrollos que puedan ayudar a transformar los aeropuertos parisinos en auténticos hubs del hidrógeno con la implantación de empresas (tanto grandes como PYMES) laboratorios, star-ups, universidades,

Los socios de esta propuesta declaran compartir una ambición común: “Identificar y cualificar los avances en investigación y tecnologías, y luego probar las soluciones económicamente viables que cubran las necesidades de hidrógeno en un aeropuerto, para preparar a mediano plazo los desafíos de los suministros y usos a mayor escala, particularmente con vista a operar un futuro avión propulsado por hidrógeno”.

Así, han definido tres áreas de especial interés para lograr este objetivo:

El almacenaje, transporte y distribución del hidrógeno, tanto gaseoso como líquido en los aeropuertos.

Diversificación del uso del hidrógeno en aeropuertos en medios como los vehículos y equipos de handling, transporte ferroviario o suministro de energía eléctrica a los edificios o los aviones en tierra.

Y lograr una economía circular alrededor del hidrógeno, por ejemplo  recuperando el hidrógeno que se pueda disipar durante las labores de repostaje o de productos que puedan originarse durante el proceso de descarbonizar el hidrógeno.

Las propuestas pueden presentarse hasta el próximo 19 de marzo en la web hydrogenhubairport.com. Según anuncian, los proyectos seleccionados se harçan púiblicos a finales de abril.

Edward Arkwright, director adjunto del Grupo ADP ha manifestado sobre esta alianza: “Estamos dispuestos, con nuestros socios, a federar un ecosistema único que haga posible la integración progresiva del hidrógeno en los aeropuertos de París. Debemos prepararnos hoy para dar la bienvenida a los aviones de hidrógeno en 2035, transformando nuestros aeropuertos en verdaderos centros de hidrógeno, en los que deseamos desarrollar diversos usos, con nuestros socios, en el entorno de la movilidad tanto en el lado aire como en el de la ciudad. Junto a otras soluciones, como los combustibles alternativos sostenibles, el despliegue de hidrógeno tiene como objetivo acelerar la descarbonización del transporte aéreo”.

Jean-Brice Dumont, vice presidente ejecutivo de Ingeniería en Airbus, por su parte ha señalado: “Airbus está decidida a impulsar una visión audaz para el futuro de la aviación sostenible y a liderar la transición hacia vuelos comerciales sin emisiones. El hidrógeno es una de las tecnologías más prometedoras que nos ayudará a alcanzar ese objetivo, pero no podremos hacerlo solos. Esta revolución también requerirá que nuestros ecosistemas regulatorios y de infraestructura cambien en todo el mundo. Los aeropuertos tienen un papel clave que desempeñar para permitir esa transición, a partir de hoy, y esperamos que esta iniciativa de innovación abierta fomente el desarrollo de proyectos y soluciones creativas”.

Y Anne-Sophie Le Lay, vice presidenta ejecutiva y secretaria corporativa de Air France-KLM, ha recordado que: “El apoyo a la investigación y el desarrollo y el uso de nuevas energías es fundamental para avanzar hacia un transporte aéreo más sostenible y responsable. Esta convocatoria reunirá a socios líderes para sentar las bases de un ecosistema innovador y ambicioso”.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies