Aviones militares cazas Defensa

Eurofighter se retira del concurso de Canadá

Canadá solicitó a BAe Systems una oferta sobre el Eurofighter,pero esta tuvo que dejarlo en manos de Airbus y el ministerio de Defensa por sus intereses en Bombardier.
Canadá solicitó a BAe Systems una oferta sobre el Eurofighter,pero esta tuvo que dejarlo en manos de Airbus y el ministerio de Defensa por sus intereses en Bombardier.

Airbus y el ministerio de Defensa británico, como líderes de la oferta de Eurofighter a la Fuerza Aérea de Canadá, han decidido no presentarse al  concurso para renovar la flota de F/A-18 de esta.

 

El Eurofighter Typhoon no será el próximo avión de combate de la Fuerza Aérea de Canadá.

Esta, lleva varios años evaluando los diferentes aviones de combate en el mercado para sustituir sus McDonnell Douglas F/A-18, modelo del que posee 90 unidades en servicio.

Después de analizar la solicitud de propuestas enviada el 23 de julio por el gobierno canadiense, Airbus Defence & Space y el ministerio de Defensa de Reino Unido han decidido no responder a la misma debido a algunos de los requisitos que incluía y que se han considerado imposibles de asumir.

Canadá compró 98 F/A-18 A y 40 F/A-18B que fueron entregados entre 1982 y 1988.
Canadá compró 98 F/A-18 A y 40 F/A-18B que fueron entregados entre 1982 y 1988.

Según ha explicado Airbus, los requisitos de seguridad exigidos por NORAD para las plataformas (aeronaves)  cuyas cadenas de producción y mantenimiento  estén fuera de Estados Unidos o Canadá suponen unos costes demasiado importantes para cualquier suministrador; y las nuevas contraprestaciones que se deberá dar a la industria canadiense “no valoran suficientemente los compromisos vinculantes que el paquete Typhoon Canada estaba dispuesto a hacer, y que fueron uno de sus principales puntos de enfoque”.

En julio de 2010 Canadá anunció la sustitución de los CF-188 (denominación local de los F/A-18) por 65 Lockheed Martin F-35A. El país es socio  de riesgo del programa. Sin embargo, dos años después se anunció que no se seguía adelante con la compra debido a los costes; y que se abriría un nuevo proceso de selección, al que el F-35 podría presentarse.

En 2017 el gobierno formado en 2015, y que había anunciado antes que no querían el F-35, decidió la compra a Australia de  25 F/A-18 (siete de ellos como fuente de repuestos) mientras se decidía la compra del nuevo avión de combate, del que se comprarían 88 unidades.

Tras la retirada del Eurofighter quedan como posibles opciones el F.35, el Boeing F/A18E/F y el Saab Gripen E.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies